Tras la crisis económica, emprender un negocio es un reto. Muchos españoles (jóvenes y no tan jóvenes) han decidido lanzarse a ello. Hay algunos proyectos que han salido a flote y gozan de gran popularidad en la actualidad, pero hay muchos otros que no. ¿Qué diferencia el éxito del no éxito?. ¿Es sólo el proyecto o la idea en si o también la persona que está detrás?

A pesar que no todo depende de ti, lo cierto es que existen ciertos factores psicológicos inherentes al emprendedor que repercuten a la hora que un proyecto salga o no salga a flote. Y es que la persistencia, la constancia, el esfuerzo y la dedicación son algunas de las claves para que todo el trabajo realizado vea la luz.

Comentamos un artículo publicado por El País que basándose en estudios recientes, nos muestra algunos rasgos de la personalidad que tienen los emprendedores de éxito.

Cómo piensan los emprendedores más exitosos

Motivación de logro

Esta es una de las claves de cómo piensan los emprendedores de éxito. Se trata de la preferencia por tareas que suponen un desafío en vez de por tareas más rutinarias. Este tipo de personas se responsabilizan de sus acciones empresariales. También buscan formas de mejora continua a través del feedback de otras personas.

Innovación

Se trata de personas que están continuamente cuestionando y buscando otras formas de hacer mejor las cosas. Buscan productos, alternativas y formas nuevas para lograr mejores resultados.

Autonomía en la toma de decisiones

Son personas que deben de tomar acciones y decisiones en solitario, sin ayuda o supervisión de un jefe o un supervisor. Se trata por lo tanto de personas que son capaces de asumir el riesgo a equivocarse, trazar un plan de acción por ellos mismos y llevarlo a cabo en solitario. Tienen por lo tanto una gran autonomía en lo que respecta a la toma de decisiones.

Locus de control interno

El resultado de nuestras acciones lo atribuíamos a nosotros mismos, no al exterior. Son personas por lo tanto que contemplan que sus resultados dependen de sus acciones. Están convencidos que tienen el poder de sus resultados, dedicándole más esfuerzo y persistencia a sus proyectos.

Autoeficacia

Es el estar convencido que se puede organizar y realizar acciones para producir resultados concretos. Es el sentirse capaz de realizar bien un trabajo o tarea. Este rasgo de personalidad está muy relacionado con el locus de control interno, aunque no es lo mismo. Se trata de sentirte capaz de hacer bien una tarea o trabajo concreto. “Si te sientes que eres eficaz, es posible que perseveres cuando los problemas crecen, busques oportunidades para arreglarlos y tengas más oportunidades de éxito”.

Propensión al riesgo

Ser emprendedor implica correr riesgos, por lo que es necesario tener una cierta disposición a asumir riesgos y a arriesgarte. La tolerancia y las actitudes positivas hacia el riesgo favorecen el éxito a la hora de emprender. Tomar decisiones bajo la incertidumbre y atreverse a lanzarse a la piscina es básico.

Proactividad

Otro rasgo de personalidad a tener en cuenta cuando nos preguntamos cómo piensan los emprendedores. Las personas que son productivas tienen iniciativa, saben identificar oportunidades y actuar sobre ellas y perseveran en el intento hasta que consiguen su objetivo. Buscan anticipar y prevenir problemas.

 

¿Te sientes identificado con los rasgos de personalidad propuestos en este artículo? ¿Estás pensando en emprender? Si es así en Office Madrid podemos ayudarte.  Ofrecemos entre otros la posibilidad de alquiler de espacios en nuestro cowork, salas de reuniones y oficina virtual. Todo ello en una ubicación inmejorable, en una de las zonas de prestigio de Madrid. Entra en nuestra web e infórmate de todas nuestras ventajas para emprendedores.

 

 

Fuente:

Los rasgos de la personalidad que hacen triunfar a los emprendedores

 

Share This